tanto monta monta tanto olga maria a monago como a Carlos Muñoz eso si solo pilla a los del PP costa de nuestros impuestos, amor incondicional por la buxaca de los corruptos

.

.

martes, 19 de abril de 2011

Gobierno Bahrein criminaliza a oposición, crece reacción regional

Manama, 19 abr (PL) Fuerzas policiales de Bahrein demolieron otras dos mezquitas chiitas, luego que la monarquía equiparó las recientes protestas opositoras con un golpe de Estado, mientras crecieron hoy las reacciones contrapuestas de Irán y Arabia Saudita.

Líderes musulmanes sunnitas declararon al canal iraní Press TV que efectivos bahrainíes apoyados por militares sauditas destruyeron el lunes una mezquita en Karzakan y otra en Salmabab, con lo que ya casi llega a la decena de recintos islámicos arrasados.

Según las fuentes, los policías dispararon gases lacrimógenos contra varios sitios religiosos en la isla, y también redujeron a escombros dos inmuebles de ese tipo en la propia Karzakan y en AÂ�ali, mientras imágenes mostraron un acto similar en el poblado norteño de Kawarah.

La monarquía Al Khalifa aumentó la represión contra la oposición, entre la que hay también musulmanes sunnitas, pese a que sofocó las protestas multitudinarias de casi un mes en Manama y otras ciudades con ayuda de unos mil 500 efectivos sauditas, emiratíes y kuwaitíes,.

Voceros opositores dijeron que el lunes fuerzas leales al rey Hamad Bin Isa Al Khalifa arrestaron a ocho maestras y 25 alumnas en una escuela secundaria de Hamad, y en días recientes hicieron lo mismo con cientos de empleados del Ministerio de Educación.

Los detenidos fueron acusados de participar en las protestas que desde el 14 de febrero pidieron la renuncia del Gobierno y una monarquía constitucional, saldadas con 24 muertos y cientos de heridos por la ofensiva de las autoridades y sus aliados del Golfo Pérsico.

Según algunas fuentes, los nuevos arrestos ocurrieron en momentos en que manifestantes convocaron a iniciar el lunes la que creen será la mayor huelga de hambre conjunta del mundo para mostrar su indignación por la campaña represiva del régimen dominado por la minoría sunnita. Por su lado, el primer ministro, jeque Khalifa Bin Salman Al Khalifa, calificó ayer las marchas opositoras de "un intento de golpe de Estado", y amenazó con que "ningún delincuente se saldrá con la suya. Todos los conspiradores y sus cómplices rendirán cuentas".

La cancillería de Bahrein, país considerado aliado de Estados Unidos y sede de la V Flota estadounidense, afirmó que las tropas sauditas y emiratíes que ayudaron a aplastar las protestas en la también demolida plaza de La Perla, se retirarán cuando cese "toda amenaza externa".

La declaración se interpretó como una velada respuesta a Irán, nación musulmana chiita cuyo presidente del parlamento, Ali Larijani, exigió el lunes la retirada de las fuerzas extranjeras de este país e instó al gobierno a escuchar las demandas de sus adversarios.

Al respecto, el rey Abdulah Bin Abdel Aziz de Arabia Saudita remarcó hoy su "apoyo total" a lo que describió como seguridad y estabilidad de Bahrein, y consideró la relación bilateral "indivisible â�� siendo dos cuerpos con una sola alma".

No hay comentarios: