tanto monta monta tanto olga maria a monago como a Carlos Muñoz eso si solo pilla a los del PP costa de nuestros impuestos, amor incondicional por la buxaca de los corruptos

.

.

domingo, 24 de febrero de 2013

Tajín de cordero

Ingredientes
  1 pierna de cordero deshuesada y cortada en trozos 100 g de aceitunas verdes deshuesadas 2 limones en conserva1 cebolla 3 dientes de ajo 10 hebras de azafrán 4 cucharadas de mantequilla 2 cucharadas de aceite de oliva 1 cucharada de jengibre en polvo 2 cucharadas de cilantro picado 2 cucharadas de perejil picado pimienta sal. Un paquete de cuscús.
 
Elaboración
Lavar y secar los trozos de cordero; salpimentarlos. Escaldar las aceitunas en agua hirviendo 30 segundos, refrescarlas y escurrirlas. Retirar la pulpa a los limones en conserva; lavarlos, secarlos y trocearlos. Pelar y picar los ajos y la cebolla. Remojar el azafrán en 100 ml de agua caliente.
 
Calentar el aceite y la mantequilla en una cazuela y sofreír la cebolla; añadir el cordero y dorarlo. Agregar el ajo, el jengibre, el azafrán diluido y 400 ml de agua. Llevar a ebullición, reducir el fuego y cocer suavemente 1 hora -dando vueltas de vez en cuando a la carne y añadiendo un poco más de agua si es necesario-.
 
Incorporar las aceitunas y los limones, tapar y dejar hervir a fuego lento 15 minutos más. Agregar el cilantro y el perejil y rectificar la sazón. En caso de que la salsa quede demasiado líquida, retirar el cordero y cocer hasta que se espese.
reparar el cuscús según indique el envase y servir de acompañamiento.

Sony, acusada de piratear a la comunidad de software libre KDE

ADSLZone


Sony está en el punto de mira de la comunidad de desarrolladores de software libre después de conocerse la información que señala que la compañía habría utilizado sin permiso un diseño de un icono de KDE en la web de venta de sus portátiles Vaio.

Nueva polémica en torno a una presunta infracción de los derechos de propiedad intelectual por parte de un gigante tecnológico. En lo que podría ser un nuevo ejemplo de la expresión consejos vendo que para mí no tengo, Sony ha sido esta vez la compañía señalada por emplear sin permiso un contenido y acoplarlo a una de sus fuentes de negocio.

El encargado de realizar la acusación ha sido Jonathan Riddell, conocido desarrollador dentro del equipo KDE. El informático ha asegurado en el blog de la comunidad que la firma japonesa utiliza sin permiso un diseño «exactamente igual» a uno creado por KDE, concretamente de Oxygen. Riddell especifica que el icono formado por una llave inglesa y un destornillador aparece tanto en la web Choose your Vaio donde se venden los portátiles de Sony así como en el modo Asistente del firmware UEFI.

El desarrollador plantea en su entrada de un modo irónico si KDE y los diseñadores de iconos deberían "empezar un nuevo modelo de negocio en el que se demande a compañías por estos motivos". No en vano, recuerda que el gigante nipón no solo ha utilizado el icono en su web con fines claramente comerciales sino que además restringe su utilización por parte de terceros según se puede leer en sus términos de uso, algo también criticado por Riddell.

Asimismo, el informático recordó el escándalo acontecido años atrás que protagonizó Sony al incluir un rootkit en sus CD con que se instalaba de forma automática y sin consentimiento en los ordenadores de los usuarios. Se trataba de una práctica de dudosa ética y legalidad que la compañía había puesto en marcha como medida antipiratería, pero que despertó innumerables críticas hacia la empresa asiática, cuya postura al respecto llegó a calificarse como arrogante.

Veremos si en esta ocasión Sony acaba por pedir disculpas, admitir su error y retirar un diseño creado con un espíritu muy alejado del que tienen multinacionales de este tipo. Si bien se trata de un hecho aislado, no deja de ser significativo y evidencia cómo las grandes compañías cometen torpezas inexplicables a pesar de su gran experiencia.

El Papa se ha cansado de currar... ¡Imaginarse nosotros!


Una multitud harta llena las calles otra vez contra la corrupción y los recortes

eldiario.es


"Nos están quitando la dignidad". Javier, 32 años, en paro, "como muchos de mis amigos". A pesar de tener carrera -Biología- y un máster en el extranjero, no ha conseguido más que algunos contratos temporales. "Solo queda salir a la calle. Yo estuve en la primera manifestación del 15M, pero ahora me parece que aún hay más motivos, la corrupción, los partidos mayoritarios están podridos, los recortes... nos están dejando sin nada, quieren asfixiarnos, dejarnos también sin ánimo y sin ganas de protestar".
Javier ha sido una de las miles de personas que hoy han vuelto a salir a la calle, como tantas veces en los dos últimos años, para clamar contra los recortes, la corrupción y contra la connivencia entre el sistema político y el financiero. Desde las tres y media de la tarde, las diferentes mareas y columnas de barrios han ido concentrándose en distintos puntos de Madrid. Colón, Alonso Martínez, Vallecas, Sol, Embajadores...las columnas han llenado la ciudad de miles de personas y de gritos contra las políticas neoliberales y en defensa de los servicios públicos. "No al golpe de Estado financiero. No debemos, no pagamos", era el lema principal de la marcha, que ha confluido en la plaza de Neptuno, enfrente del Congreso de los Diputados.
"No hay quien aguante este olor a fin del mundo", decía una de las pancartas más cercanas al cordón policial que blindaba el Congreso. Furgones policiales y decenas de antidisturbios custodiaban también el edificio de la Bolsa de Madrid, en el otro lado de la plaza de Neptuno.
Cerca de allí, el edificio del Banco de España, blanco de muchas de las críticas de los manifestantes. El grito de 'No debemos, no pagamos' se ha hecho más fuerte cuando las mareas pasaban junto a su sede, en la plaza de Cibeles. A un lado, una gran pancarta: "No debemos nada, nos lo deben todo".
Marina llevaba un gran 'No' pegado a su frente. Funcionaria desde hace veinte años cree que ha llegado el momento de que se produzca "un cambio". "Por eso estoy aquí, yo ya no soporto ver a los políticos en la tele diciéndonos que recortan porque no queda más remedio mientras se llevan dinero por detrás, es una verguenza", aseguraba. A su lado, Jose, uno de sus hijos, en la universidad, contempla el futuro con poca esperanza. "Me queda un año para terminar y no sé qué va a pasar luego".
"La sanidad no se vende, se defiende". "Universidad pública y de calidad". Miles de personas han coreado los lemas más emblemáticos de las mareas banca y verde. La marea violeta protestaba por el retroceso de los derechos de las mujeres, el recorte de la dependencia, o la amenaza de reforma de la Ley del Aborto. También grupos de mineros, vestidos de negro y con cascos, se han unido a la marcha.
Algunos gritos clamaban contra la monarquía. Las banderas republicanas ondeaban con mucha más frecuencia que en otras ocasiones, precisamente el día en que Iñaki Urdangarín volvía a declarar en el Juzgado de Palma. Trabajadores de Iberia, de Telemadrid, de hospitales con gestión privada... Muchos grupos de trabajadores llevaban carteles contra sus expedientes de regulación de empleo.
"Tu sobre es mi recorte". Muchos mensajes criticaban al extesorero Luis Bárcenas y al Partido Popular. "Por fallar, mentir y robar, el PP perdió legitimidad", decían muchos carteles. De hecho, la policía también ha blindado la calle Génova, donde se encuentra la sede del PP.

"Que no, que no, que no nos representan". Uno de los gritos más repetidos durante el 15M ha vuelto a sonar con fuerza una vez que la marcha se ha concentrado cerca de Congreso. Neptuno se quedaba pequeña y la gente abarrotaba el paseo del Prado.
Las mareas inundan 80 ciudades
La multitudinaria movilización se ha extendido por toda España: 80 ciudades han albergado concentraciones contra la corrupción y los recortes y en defensa de los servicios públicos. Por ejemplo, en Alicante una cadena humana ha "cercado" simbólicamente la Subdelegación del Gobierno y la sede del Consell. A pesar del frío y la lluvia, gritos como "Lo llaman democracia y no lo es", "Sí hay dinero, lo tienen los banqueros" o "Más enfermeras y menos Eurovegas" también se han escuchado en Oviedo.
En las ciudades gallegas también se han llenado las calles contra los bancos y la corrupción. Una de las principales reivindicaciones que ha estado presente ha sido la situación de Aurelia Rey, la anciana de 85 años sobre la que pesa una orden de desahucio de su vivienda situada en la calle Padre Feijóo de A Coruña, lugar por el que ha pasado una de las manifestaciones para mostrarle su apoyo.
Tres columnas han recorrido las calles de Barcelona bajo el lema '¡Echémosles! ¡Juntas podemos!'. Allí se ha clamado especialmente contra la "represión" policial, y han marchado hasta la Conselleria de Interior para reclamar que la policía catalana deje de utilizar balas de goma.
En Bilbao han sido alrededor de 3.000 personas las que han marchado tras una pancarta en la que se podía leer: 'Frente a sus golpes, respondemos'. En Valladolid, la concentración ha sido al mediodía y posteriormente varios autobuses han viajado a Madrid para unirse a la protesta de la capital.
La manifestación en Palencia ha estado protagonizada por los trabajadores de SAS Automotive, una empresa "bajo amenaza de cierre".
En Santander, miles de personas se han manifestado en una concentración en la que el portavoz de la Plataforma de Afectados por las Hipotecas, José Ramón Blanco, ha comparado el golpe de estado que se produjo en un día como hoy en 1981, con el "golpe de estado financiero" que aqueja al país.
La Plaza del Pilar de Zaragoza ha sido el escenario de las protestas de los aragoneses, que han lamentado que en España "manden los mercados financieros" y que se haya producido un "golpe al estado de bienestar".
"No hay pan para tanto chorizo", ha sido uno de los lemas de la marcha en las Palmas de Gran Canaria, mientras que en Oviedo se ha coreado "Sí hay dinero, lo tienen los banqueros".

Oscar Pistorius y las cuatro balas de San Valentín

La Habana, (PL).- Atrapado en la madeja de una acusación de asesinato premeditado y con la condena de una cadena perpetua acariciándole las mejillas, el sudafricano Oscar Pistorius, multicampeón paralímpico, se enfrenta al peor momento de sus 26 años de vida. El único atleta con discapacidad en el mundo que ha podido competir en unos Juegos Olímpicos, vuelve a los primeros planos noticiosos por haber asesinado a su novia, la modelo Reeva Steenkamp, precisamente el pasado Día de San Valentín.

Reeva de 29 años, recibió tres impactos de las cuatro balas salidas de una pistola nueve milímetros accionada por Pistorius que provocaron su muerte.

Conocido mundialmente como un ejemplo de tenacidad y perseverancia, notas altas de sus logros deportivos, el recordista mundial en 100, 200 y 400 metros planos, logró este viernes la libertad condicional por la que deberá pagar un millón de rands (unos 85.500 euros) y estará libre hasta el comienzo del juicio, el día 4 de junio.

Entre las obligaciones que tiene por delante se cuenta la entrega de sus armas y pasaportes; no debe acercase a ningún aeropuerto internacional, presentarse a una comisaría de la policía dos veces por semana, no encontrarse con los testigos del caso y no consumir alcohol.

Si antes su figura fue aclamada por las multitudes por sus hazañas en el atletismo, ahora empequeñece ante el hecho delictivo que puso fin de manera violenta a la vida de una joven que quizá nunca supo porqué moría el Día de los Enamorados.

El caso ha reclamado para sí el mayor protagonismo mediático en el mundo y en especial en Sudáfrica, que se recupera de un foco de violencia contra las mujeres tras la violación en grupo, mutilación y asesinato de una joven de 17 años cerca de Ciudad del Cabo, recientemente.

ANTE LA JUSTICIA

La destitución de Hilton Botha, responsable de la investigación, acusado de siete tentativas de asesinato por haber disparado borracho contra un taxi cuando perseguía a unos sospechosos en 2011, fue la primera clarinada de la defensa encabezada por el abogado Barry Roux.

A ello se le suman ciertas irregularidades del equipo de trabajo de Botha en el manejo de la escena del crimen y la no verificación de las llamadas de teléfono del acusado.

Con esas cartas bajo la manga y tras varios días de reflexión, el juez Desmond Nair le otorgó Pistorius la libertad bajo fianza para abrir otro compás de espera aceptado bajo protesta por los familiares y simpatizantes de Reeva.

El magistrado concluyó que el atleta paralímpico, un héroe en Sudáfrica, no presenta el riesgo de huir del país ni constituye un peligro para la sociedad.

Creo que conceder la libertad bajo fianza es una decisión justa, declaró su abogado defensor Roux.

Expertos estiman que el caso es de prioridad y será sonventado rápidamente en el tribunal dentro de los seis meses venideros.

El fiscal del caso, Gerrie Nel aseguró que las evidencias indican que el acusado es culpable y podría cumplir una larga condena en la cárcel.

Miembros de la Liga de Mujeres del Congreso Nacional Africano protestaron a las puertas del edificio, con pancartas que decían "Sin fianza para Pistorius" y "Que se pudra en la cárcel".

Los funerales de la joven se realizaron en Port Elizabeth y su ataúd estaba cubierto por una corona de flores blancas

¿Por qué sucedió esto? En un abrir y cerrar de ojos y en un una sola inhalación, la persona más hermosa que ha vivido ya no está entre nosotros, dijo muy afligida June Steenkamp, madre de Reeva.

Pistorius hizo historia el pasado agosto en Londres al convertirse en el primer atleta con las dos piernas amputadas en participar en unos Juegos Olímpicos.

Conocido igualmente como Blade Runner ("El corredor cuchilla") por la forma de las dos prótesis de carbono sobre las que corre, el deportista sudafricano era, hasta su caída en desgracia, admirado por su coraje y superación.

El mundo pone su mira sobre Pistorius, una celebridad a punto de caer de su pedestal por el salvaje impulso de halar el gatillo de una pistola precisamente en el Día del Amor.

Mercenario sirio confiesa actos de terrorismo, secuestro y asesinatos

Damasco, 24 feb (PL) Un integrante de las bandas mercenarias que operan en Siria confesó en la televisión pública haber cometido innumerables actos de terrorismo, secuestro y asesinatos contra civiles inocentes. Abdulhadi Mohammad al-Khelef refirió haber formado parte de la banda que destruyó semanas atrás el hospital estatal de Quseir, ciudad situada en la central provincia de Homs y que costó la vida a varios médicos y personal de esa institución.

Cavamos un túnel de unos 300 metros desde una casa cercana hasta llegar al subsuelo del hospital, donde realizamos tres ramificaciones y detonamos los artefactos explosivos, detalló.

Agregó que las explosiones fueron planeadas para hacerlas coincidir con un ataque de dos grupos armados a la institución hospitalaria.

Al-Khelef confirmó haberse unido a un grupo integrado por 25 pistoleros equipados con ametralladoras y otras armas.

De igual forma, declaró haber cometido actos de secuestro y tortura, entre ellos el de 15 personas en el poblado de al-Aqrabyyeh, y de otras cinco en la aldea de al-Ghassanyyeh, en el central territorio.

Durante su testimonio transmitido por la televisora, reconoció haber apresado de forma ilegal a dos civiles en la aldea de al-Hamidiye, lugar donde también robó par de vehículos SUV.

Explicó por último que recibían armas y dinero de un ciudadano llamado Dabbah Ghannoum y de sus dos hijos, desde Líbano.

Las bandas armadas que intentan derrocar al gobierno del presidente Bashar Al Assad, con la complicidad y asistencia de gobiernos de Occidente y de la región, se valen de coches bomba, atacantes suicidas o ataques directos para destruir la infraestructura del país, así como sembrar el miedo y la sensación de caos en la población civil, han denunciado las autoridades en reiteradas ocasiones.

Irán reivindica destrucción de drone foráneo en zona de maniobras

  

Teherán, 24 feb (PL) El mando militar iraní detectó, controló y destruyó una nave no tripulada (drone) extranjera próxima a la zona donde el Cuerpo de Guardianes de la Revolución Islámica (CGRI) realiza maniobras, reivindica hoy una fuente oficial.
Imagen activa Un drone espía extranjero fue controlado fuera del teatro de las maniobras Payambar e-Azam8 (Gran Profeta8) con el uso de medios de guerra electrónica, aseguró el general Hamid Sarkheli, portavoz de esos ejercicios militares, a la agencia noticiosa oficial IRNA.

Especificó que "con el empleo de la guerra electrónica fueron observados a larga distancia los movimientos del drone espía y controlados".

El militar se abstuvo de mencionar la nacionalidad de la aeronave, pero aseguró que esta "es la primera ocasión que nuestra moderna fuerza de tarea especial conduce operaciones específicas".

En varias ocasiones el mando militar iraní ha reivindicado la captura sin daños de aviones no tripulados estadounidenses que realizaban misiones de espionaje sobre su territorio y semanas atrás dijo haber descodificado la información que contenía uno de ellos.

Como parte de las maniobras castrenses del CGRI se utilizaron diferentes tipos de drones "en misiones suicidas y de reconocimiento cuyas capacidades fueron evaluadas", agregó el portavoz.

Los ejercicios, calificados de "sin precedentes", comenzaron la víspera en un área de 600 kilómetros cuadrados que abarca las regiones meridionales de Kerman, Siriz y Sirjan, con el fin de mantener y mejorar la preparación combativa de las fuerzas terrestres del CGRI y ejercitar tácticas de guerra asimétrica.

Irán terminó el año pasado y comenzó el presente con varios ejercicios militares diseñados para incrementar la preparación de sus tropas ante una eventual agresión extranjera, en particular de Israel, cuyo primer ministro, Benyamin Netanyahu, ha amenazado con destruir las centrales nucleares persas.

Los teléfonos inteligentes matan a los móviles convencionales

Cae en picado la venta de ordenadores. Se desploman los ingresos y los resultados de los grandes operadores de telefonía móvil. Los whatsapp desplazan a los email. Desciende la venta de libros, música o DVD, mientras el mercado de las aplicaciones se dispara. Microsoft, el padre de la industria del software, y Nokia, otrora el primer fabricante mundial de móviles, se abrazan desesperadamente intentando engancharse al último bote antes de que se hundan sus viejos titanic. Cuando parecía que el reinado de Apple duraría mil años, gracias a sus icónicos iPhone e iPad, aparece Samsung, unos coreanos anteriormente conocidos por sus televisores, que le arrebatan el cetro del móvil y hacen tambalear la cotización de la marca de la manzana. Y de todo ello, y de fenómenos aún más extraños que están por venir, tienen la culpa los smartphones, o teléfonos inteligentes, el aparato/hábitat más popular de la historia de la humanidad.
Los smartphones se han convertido en el “centro de la vida digital personal”, como dice el informe La sociedad de la información 2012 de la Fundación Telefónica. Su necesaria omnipresencia es casi una amenaza no ya a nuestra intimidad —el operador sabe dónde está su abonado las 24 horas del día—, sino a nuestra propia identidad. El 80% de los usuarios duerme con su smartphone y el 40% lo ha cambiado por la revista cuando visita el baño (estudio Intel, abril 2012).
El teléfono inteligente se ha convertido en la primera pantalla desplazando a la televisión, incluso en los momentos de prime time (máxima audiencia). En la reciente final de la Superbowl, el acontecimiento televisivo más importante del año en EE UU, los telespectadores migraron masivamente hacia sus smartphones o tabletas cuando el balón ovalado no estaba en juego. Solo la intervención inicial de la cantante Beyoncé les mantuvo pegados al televisor cuando los jugadores de San Francisco 49ers y los Baltimore Ravens no estaban en acción.
Los anunciantes, que pagan cuatro millones de dólares por un spot de 30 segundos, han visto cómo sus potenciales clientes se pasaban a la pantalla de cuatro pulgadas de sus móviles. En los intermedios comerciales, el uso de las aplicaciones creció un 19% respecto a la anterior edición de la Superbowl, y se mandaron 24 millones de mensajes de Twitter relacionados con el acontecimiento, según la firma especializada Flurry.
No, no les llame teléfonos móviles, porque no lo son. Es más, a medida que pasa el tiempo se usan menos como teléfonos y más para todo tipo de utilidades. Llamar y recibir llamadas ha dejado de ser su función primordial. Como dice Javier Nadal, vicepresidente ejecutivo de la Fundación Telefónica, “los usuarios usan distintos dispositivos según la hora del día; por ejemplo, el móvil es el dispositivo más utilizado para conectarse a Internet al despertar y a la hora del desayuno y la comida, mientras que en otros momentos el predominio es del PC y la tableta aparece con fuerza”.
En un universo crecientemente digitalizado, la comunicación personal pasa cada vez más a un segundo plano: los usuarios de las redes sociales se comunican diariamente con más gente a través de estas (23 individuos de media) que en persona (16 individuos).
Esa explosión de la conectividad móvil se produce precisamente en un marco de crisis a la que no es ajena el sector. En 2012, y por primera vez en la historia, disminuyó la venta de teléfonos móviles. Se comercializaron un 1,7% menos (1.750 millones de unidades). Ese hito negativo se debe al declive de los móviles básicos, aquellos que solo se usan para poco más que hablar y mandar mensajes de texto. En el pasado ejercicio se vendieron 9 smartphones por cada 10 básicos, según la consultora Gartner. Pero esa situación está a punto de cambiar. En 2013 se invertirá justamente la proporción y se venderán 1.000 millones de smartphones frente a los 900 millones de los básicos.
El arranque esplendoroso de las tabletas como hermano menor de los smartphones, aunque le supere en pulgadas, también está cambiando los hábitos de los usuarios y, lo que es más importante, de los consumidores. El comercio electrónico está pasando rápidamente de e-commerce a m-commerce. En el cuarto trimestre, las transacciones realizadas tanto desde smartphones como desde tabletas representaron en EE UU el 11% del total del gasto en comercio electrónico.
Y es que si 2012 fue el año de los smartphones, casi todos los expertos pronostican que 2013 será el de las tabletas. Digitimes Research estima que, por primera vez, la venta de tabletas —sumando las de marca y las blancas (fabricadas para terceros, por ejemplo, para operadoras)— superará a la de portátiles. El mercado crecerá un 38,3%, hasta alcanzar unas ventas totales de 210 millones de unidades. Ese tránsito hacia la pantalla más fina ya se ha producido. Dos de cada seis ordenadores vendidos en el último trimestre de 2012 eran tabletas, según los datos de Canalys.
Por el contrario, en 2012 se vendieron 352 millones de PC, un 3,2% menos, en la primera caída anual desde 2001, según IDC. Ni siquiera la aparición del Windows 8, el nuevo sistema operativo de Microsoft, ha podido frenar el declive.
Paralelo a este cambio, también se ha producido un vuelco total de los protagonistas. Hay nuevos jugadores, pero los liderazgos ya no duran décadas. Apple, que parecía que había llegado para quedarse, ha hincado la rodilla ante los competidores. Como fabricante, Samsung ha demostrado con su línea Galaxy que hay vida más allá del iPhone. La firma surcoreana dominó no solo el mercado mundial de teléfonos, sino el de los smartphones, con más de 200 millones de unidades, frente a los 120 millones de iPhone.
Pero más preocupante aún para la marca que fundara Steve Jobs es el recién estrenado reinado de Android, el sistema operativo de Google que usan la mayoría de los fabricantes. El robotito verde, logo del sistema, está instalado en el 68,8% de los smartphones distribuidos en 2012, ganando casi 20 puntos en un solo año, y dejando muy atrás a iOS, el sistema propio de Apple, que tiene una cuota del 18,8%.
“Android tiene ahora una demanda muy fuerte. Ronda el 90% del mercado en valor y el 70% en volumen, y por eso trabajamos con él, pero esto no implica que no contemplemos otras alternativas”, dice el director de la división Móvil de LG España.
Y es que los sistemas operativos son la puerta a las tiendas, donde se acaba ese mundo onírico del gratis total y el consumidor decide sacar la cartera. Aunque AppStore sigue siendo líder tanto en número de aplicaciones como en ingresos, Google Play, la tienda del buscador, le gana terreno. Tiene casi el mismo catálogo (700.000 aplicaciones frente a 800.000 de su rival). En el último trimestre del año se duplicaron sus descargas, mientras que las de AppStore crecieron un 20% (AppAnnie).
Aunque el universo físico del móvil sea el espacio radioeléctrico, en el negocio lo que se sustancia es quién se come la parte más grande del pastel. Los operadores, que hasta ahora atrapaban la mayor parte de los ingresos que generaba la telefonía móvil, ven reducir su porción año a año, y en los mercados maduros como Europa, también su facturación. Según Wireless Intelligence, la facturación mundial de los operadores móviles aumentó un 5,2% en 2012, hasta los 1,16 billones de dólares, pero solo gracias al impulso de los mercados emergentes, que ahora representan cuatro de cada cinco nuevas conexiones móviles a escala global.
También está cambiando la estructura de los ingresos. La consultora Ovum estima que los ingresos por voz, que ahora representan un 64% del total, solo serán el 52% en 2017. El crecimiento de la banda ancha móvil supondrá ingresos crecientes, a una tasa anual prevista del 8,2% hasta 2017.
Fuera del negocio de las aplicaciones, con los usuarios dispuestos a gastarse sus ahorros en el último smartphone mientras presionan por obtener una tarifa plana más asequible, los operadores no han dado aún con la tecla para conservar su parte de la tarta. Solo los llamados Over The Top (OTT) como los servicios de mensajería y llamadas gratuitos como WhastApp, Skype o Line tendrán un impacto negativo en los ingresos de las operadoras de 370.000 millones de dólares hasta 2020.
Al mismo tiempo, son los operadores los que deben hacer casi en solitario un enorme esfuerzo inversor para tender las nuevas líneas de fibra óptica y de móvil de cuarta generación (LTE), necesarias para absorber el crecimiento exponencial del tráfico que provocan los intrusos como Google o Apple. En 2011, los ingresos de Google, Amazon, Microsoft, Apple y Facebook alcanzaron los 200.000 millones de dólares, frente a los 350.000 millones de los cinco primeros operadores mundiales (Vodafone, AT&T, China Mobile, Telefónica y Verizon).
Solo el mercado de aplicaciones en el mundo supuso más de 15.000 millones de dólares en 2012 y se estima que alcance más de 24.000 millones durante este año. “Los ingresos están concentrados mayormente en la plataforma/tienda que en el operador, que solo se beneficia del tráfico generado por la aplicación, en función del plan de tarifas del cliente, aunque también indirectamente gracias a la fidelización del cliente en el caso de apps de gran demanda”, dice Pedro Jurado, director de Tecnología de Accenture.
José Arias, vicepresidente de la consultora Booz & Company en España, alerta de que “las infraestructuras actuales están llegando a un punto de saturación, obligando a inversiones agresivas tanto en aumentos de capacidad como en mejoras tecnológicas. Dada la tasa de crecimiento anual del tráfico de datos móviles, cercana al 80%, y del 28% en las redes fijas, se espera que el volumen de tráfico de datos en el mundo se duplique cada dos años y medio”.
Para asumir ese incremento del tráfico y los nuevos servicios, los operadores se enfrentan al desafío de poner en marcha la cuarta generación del móvil conocida como Long Term Evolution (LTE), que permite velocidades de descarga de más de 100 megabytes por segundo. Se necesita rentabilizar cuantiosas inversiones mientas que los OTT se benefician de esa infraestructura sin poner un céntimo. Hasta el momento, hay 152 redes comerciales de LTE a través de 65 países, y a finales de 2013 habrá 114 millones de suscriptores, que se duplicarán en 2014, según un informe de Yankee Group.
“Los operadores no solo tienen que invertir en el despliegue de redes de LTE a un ritmo cada vez más rápido (en un clima económico decididamente adverso), sino que también deben encontrar formas innovadoras de monetizar esas nuevas redes, a la vez que luchan con la cada vez más intensa competencia de los OTT, que quieren robarles su pan con mantequilla que son los ingresos por voz y por mensajes”, según Declan Lonergan, de Yankee Group.
Esa amenaza de los OTT es muy real. Los ingresos por voz de los operadores móviles, que fueron 769.000 millones de dólares en 2011, se habrán reducido un 9% en 2016 pese al aumento de suscriptores. No obstante, Juniper Research cree que la costosa inversión que exige el LTE acabará teniendo una recompensa. Para 2017, ya representará el 31% de todos los ingresos globales, alcanzando los 250.000 millones de euros (en 2012 han supuesto solo en torno a 55.000 millones).
Por ahora, están en cabeza del despliegue los operadores norteamericanos (AT&T, Verizon y Sprint), que ofrecerán cobertura casi total en 2014, y los de Asia-Pacífico. También se está activando el mercado de terminales LTE. Casi todos los fabricantes, con Apple y Samsung a la cabeza, ya tienen teléfonos en el mercado. En 2012 se vendieron 103 millones.
España llegará con retraso una vez más y tendrá que esperar al menos hasta 2015. Por el momento, el LTE solo se podrá ver y tocar en los proyectos pilotos del Mobile World Congress que comienza mañana en Barcelona.

Italia elige entre el cambio tranquilo del centroizquierda o el caos

El director de cine Nanni Moretti tiene 59 años. La edad viene a cuento porque Moretti —autor de las inolvidables Caro Diario, Il Caimano o Habemus Papam, una película que en 2011 aventuraba la renuncia de un papa— se subió el viernes por la tarde al escenario donde el centroizquierda celebraba el fin de la campaña italiana y dijo: “Hay un tiempo para criticar a nuestros amigos. De hecho, yo llevo haciéndolo 40 años, en la vida real y en las películas. Y hay un tiempo, desde ahora al lunes por la tarde, para criticar a los adversarios. Yo no entiendo a los que meten en el mismo plano a la derecha y a la izquierda”. El teatro se vino abajo porque Moretti se estaba refiriendo al cómico Beppe Grillo, el líder del Movimiento 5 Estrellas, cuyo discurso de trazo grueso contra la política tradicional ha llenado día a día las plazas de todo el país al grito de: “¡Rendíos! Os tenemos rodeados”.
El fuerte de Beppe Grillo ha sido canalizar la desilusión y la rabia metiendo en el mismo saco a Silvio Berlusconi, que desde hace 20 años maneja a su partido como una más de sus empresas, y a Pier Luigi Bersani, quien salió elegido candidato del Partido Democrático (PD) tras unas primarias abiertas en la que participaron tres millones de personas. Aquellas primarias —celebradas en noviembre— resucitaron al centroizquierda, otorgándole un salvoconducto de ilusión y de transparencia para regresar al poder.
O, al menos, eso parecía entonces. Las elecciones de 2013 —que aún no se habían adelantado— se antojaban la ocasión propicia para sepultar con un aluvión de votos la herencia de Berlusconi. Sin embargo, un mes después, el regreso del anterior primer ministro con sus viejas fullerías y la errática irrupción en la política de Mario Monti —abrazado a Pier Ferdinando Casini y a Gianfranco Fini, dos de los políticos que mejor representan los privilegios de la casta— volvió a convertir la política italiana en un gallinero. Un mal escenario para Bersani.
Si a ello se añade que las condiciones laborales y económicas de los italianos no han hecho más que empeorar en los últimos tiempos, Beppe Grillo y Silvio Berlusconi lo han utilizado, compitiendo en titulares a cual más escandaloso. Se ha llevado la palma el anterior primer ministro, que ayer no tuvo empacho en transgredir la jornada de reflexión y hacer unas declaraciones muy graves. Tras llegar en helicóptero al campo de entrenamiento del Milan, aseguró: “La magistratura es una mafia más peligrosa que la mafia siciliana, y lo digo sabiendo que es una cosa grave”.
Así pues, durante la doble jornada electoral —hoy, domingo, hasta las diez de la noche y el lunes hasta las tres de la tarde— más de 50 millones de ciudadanos tienen que decidir si apuestan con claridad por Bersani y su cambio tranquilo, al estilo de François Hollande, o deciden por la enmienda a la totalidad que propone Beppe Grillo.
El resto de las opciones se cierran en dos: más Berlusconi —con su tómbola de premios que no tocan nunca— o un apoyo suficiente a Mario Monti que permita una coalición con Bersani. El fantasma de la ingobernabilidad que asusta a Europa y que tan mal vendría a Italia —pendiente aún de desarrollar el paquete de reformas al que se comprometió con Bruselas— lleva planeando durante toda la campaña.
En cualquier caso, no todos son noticias preocupantes. Por una parte, la coalición del PD de Bersani con el partido Izquierda Ecología y Libertad (SEL, por sus siglas en italiano) de Nichi Vendola parece mucho más sólida que aquella de 11 partidos que encabezó Romano Prodi en 2006 y que hizo fracasar al Gobierno dos años después por diferencias internas. La aparición de Prodi en Milán dándole ánimos a los suyos y la actitud responsable de Matteo Renzi, el joven alcalde de Florencia que compitió con Bersani en las elecciones, parecen avalar la esperanza.
Por otra parte, Beppe Grillo, cómico y bloguero, es el líder y la cara histriónica de un movimiento ciudadano formado en buena parte por gente responsable, jóvenes en su mayoría, deseosos de llegar a la política para cambiarla y no para que la política les cambie a ellos. A menudo, las simplificaciones —a las que tan aficionado es su líder— se vuelven en contra y se etiqueta de antisistema o antipolítica a simples ciudadanos con ganas de trabajar por su país. Un ejemplo es la ciudad de Parma, donde ya gobiernan y lo hacen con seriedad. Los italianos tienen la palabra.

La mayoría de los encuestados cree que el Rey ayudó a su yerno

La estrategia de Diego Torres, parece estar funcionando, según revela un sondeo elaborado por Metroscopia para EL PAÍS el pasado 20 de febrero, cuatro días después de que el exsocio del duque de Palma declarase ante el juez que la Casa del Rey supervisó la actividad del Instituto Nóos, tuteló sus negocios y que el Monarca, al que internamente se referían como “el jefe”, les había ayudado incluso a buscar patrocinadores. La mayoría de encuestados, un 46%, considera que lo que ha dicho o sugerido Torres es verdad, frente a un 40% que cree que sus acusaciones son solo una táctica para tratar de salir lo mejor parado posible.
Entre los votantes del PSOE, el porcentaje de personas que están convencidas de que el Rey sabía e incluso habría participado en las actividades de Urdangarin sube al 52%, mientras que entre los del PP baja al 32%.
En cuanto a la infanta Cristina, solo un 7% de los encuestados cree que no estaba al corriente de las actividades de su marido frente a un 86% convencido de que sí sabía lo que estaba haciendo. En este caso la diferencia entre votantes del PSOE y del PP es mínima, del 90 % al 89% respectivamente. En abril de 2012 el porcentaje de personas que creían que doña Cristina conocía las actividades de Urdangarin era casi diez puntos más bajo: el 77%.
En cualquier caso, la mayoría de encuestados, un 88%, opina que el caso Urdangarin ha dañado la imagen de la Casa del Rey. Ese porcentaje sube hasta el 94% entre los votantes del PP y baja un punto, hasta el 87%, entre los del PSOE.
A la pregunta de si cree que el yerno del Rey está siendo mejor, igual o peor tratado por la justicia que cualquier otra persona en su situación, un 69% contestó que mejor, un 23% igual y un 3% peor. En diciembre de 2011, la percepción era algo distinta. El porcentaje de personas que consideraban que Urdangarin estaba recibiendo un trato especial de la justicia era diez puntos más bajo. Entre los votantes del PP, el 65% considera que está siendo mejor tratado por la justicia que cualquier otro ciudadano en esa situación y entre los socialistas sube hasta el 75%.

El autor de un brutal crimen de la Transición trabaja para Interior

Un excriminal de la ultraderecha condenado a 43 años por asesinato trabaja para los Cuerpos y Fuerzas de la Seguridad del Estado en casos judicializados y forma a sus agentes en técnicas forenses de espionaje y rastreo informático.
—¿Emilio Hellín Moro?
—Yo soy Luis Enrique Hellín…
—Perdone, pero ¿no es usted Emilio Hellín, el autor del asesinato de Yolanda González, la joven de 19 años que murió en 1980?
—No… Emilio Hellín murió hace tres o cuatro años… Somos familia.
—No sabía que tuviera un hermano llamado Luis Enrique.
—Es una historia complicada porque somos hijos de la misma madre, pero de distinto padre. Luego juntamos los apellidos… ¿Sabe? Líos de familia que prefiero no comentar.
—¡Se parecen ustedes muchísimo! ¡Y los dos eran informáticos! Usted se ha cambiado el apellido y aparece su currículo en Linkedin [web de contactos profesionales] como Luis Enrique Helling. Se ha añadido una g al apellido.
—Es que nuestro abuelo era de origen inglés.
—¿Sabe de qué murió Emilio? ¿Dónde puedo localizar a su familia?
—No lo sé.
—¿De qué pueblo son ustedes? ¿Puede enseñarme su DNI para demostrar que no es usted Emilio Hellín?
—La conversación ha terminado…
Luis Enrique Hellín Moro, de 63 años, es un tipo alto y corpulento, tiene una frente despejada y pelo blanco en las sienes. No rehúye la mirada y habla con aparente calma y frialdad. Viste una camisa de lana clásica de cuadros, pantalón de pana beige y zapatos marrones. De su cuello cuelgan unas pequeñas gafas graduadas. El encuentro con el periodista tiene lugar en la oficina de su empresa, New Technology Forensics, especializada en peritaje criminal, en una tranquila calle en el barrio madrileño de San Isidro, frente a un colegio público. El local, de tres alturas, es una desordenada oficina de 30 metros cuadrados repleta de ordenadores y teléfonos móviles, la especialidad de este técnico superior de sistemas de telecomunicaciones e informáticos. Junto a la puerta blindada de hierro, siempre cerrada, un cartel exhibe su nombre y el de dos de sus colaboradores, uno de ellos apellidado Hellín Asensio. Emilio Hellín estaba casado con María del Carmen Asensio.
DETENIDOS
La portada de EL PAÍS: El asesinato en Madrid de Yolanda González Martín, de 19 años, conmocionó a España. Semanas antes de su ejecución a manos de un comando de ultraderechistas había muerto otro joven. El 12 de febrero de 1980 este periódico informó de que dos militantes de Fuerza Nueva eran los asesinos de la joven y de que habían sido detenidos por la policía tras incautarles gran cantidad de armas y explosivos.
En el departamento de defunciones del Registro Civil de Madrid, en el número 66 de la calle de Pradillo, no consta el presunto óbito de Emilio Hellín Moro, el militante de Fuerza Nueva —partido de extrema derecha que dirigía Blas Piñar— que protagonizó en 1980 uno de los asesinatos más brutales de la Transición; tampoco la Dirección General de la Policía ha expedido en los últimos años ningún carné de identidad a su nombre. Sí lo ha hecho, en cambio, a nombre de Luis Enrique Hellín Moro, el experto informático que niega ser el excriminal pese a su extraordinario parecido físico.
Emilio Hellín Moro, condenado a 43 años de cárcel por el asesinato en Madrid de Yolanda González Martín, una joven militante del Partido Socialista de los Trabajadores (PST), ha cambiado su nombre por el de Luis Enrique, según ha comprobado ELPAÍS en su acta de nacimiento, depositada en el Registro Civil de Torre de Miguel Sesmero, un pueblo de unos 1.200 habitantes en Badajoz. El cambio se oficializó hace 16 años, el 25 de enero de 1996, en virtud de un auto dictado por el Registro Civil de Madrid en el expediente 402/95. Desde entonces, este es su secreto mejor guardado.
Con este cambio de nombre que permite la ley “si se demuestra una causa justa y no perjudica a terceras personas” el ultra Hellín Moro disfrazó su pasado criminal poco después de cumplir condena —permaneció entre rejas 14 años, con el paréntesis de una espectacular fuga a Paraguay—, de los 30 de pena máxima que contemplaba el Código Penal. Y al salir de la cárcel de Jaén 2 se construyó una nueva vida centrada precisamente en el mundo de la investigación criminal y judicial, un escenario del que él mismo fue protagonista estelar después de secuestrar a Yolanda González en su casa de Madrid y descerrajarle dos tiros en la cabeza en un descampado con el argumento de que ella era miembro de ETA, una falsedad.
EXPLOSIVOS Y GRANADAS
Planeaban otros atentados: Los agentes encontraron en el registro 50 kilos de goma 2, dos granadas de mano, mechas para explosivos, cebos electrónicos, detonadores, scanner VHF y un receptor de las emisoras policiales y de la Guardia Civil.
El nuevo Luis Enrique Hellín Moro es ahora uno de los principales asesores del Servicio de Criminalística de la Guardia Civil, participa en investigaciones judicializadas sobre terrorismo y delincuencia, imparte cursos de formación a agentes de este cuerpo, de la Policía Nacional, el Ministerio de Defensa, Ertzaintza y Mossos d’Esquadra, da conferencias a miembros de las Fuerzas y Cuerpos de la Seguridad del Estado en organismos oficiales y cobra por sus servicios del Ministerio del Interior, según ha comprobado este periódico. También asiste como perito a la Audiencia Nacional y a numerosos juzgados de distintas ciudades españolas. Su especialidad es el rastreo de pruebas en teléfonos móviles, ordenadores y dispositivos digitales que han intervenido en actos terroristas, crímenes, homicidios, secuestros, delitos económicos, financieros o informáticos, según consta en su currículo y confirman varias fuentes oficiales y judiciales. Jamás confiesa que el hábil y frío experto en telecomunicaciones, teléfonos espías, localización de llamadas, intervención de comunicaciones, recuperación de SMS o móviles activadores de explosivos es, en realidad, el ultra que a los 33 años, casado y con tres hijos, dio “un paseo a Yolanda González por una España grande, libre y única”, tal y como reivindicó el asesinato el Batallón Vasco Español, antecesor de los Grupos Antiterroristas de Liberación (GAL). Desde su aparición, el 24 de mayo de 1978, los comandos paralelos del Batallón Vasco Español asesinaron a 12 personas en atentados dentro y fuera de España. La diferencia entre este y otros crímenes del grupo parapolicial es que la víctima no tenía nada que ver con ETA.
ARMAS Y EXPLOSIVOS
La escuela-bomba: En el registro de la escuela de electrónica de Hellín, en Madrid, donde el militante de Fuerza Nueva impartía clases desde hacía 11 años, la policía encontró las armas del crimen, una pistola Walther y una Star, un subfusil marca Comando, un bolígrafo pistola y abundante munición, entre otro material.
El comandante Ramón García Jiménez, exdirector del departamento de ingeniería, electrónica e informática del Servicio de Criminalística de la Guardia Civil, explica así el trabajo de Hellín para este Cuerpo: “Nos asesoraba en cómo resolver y orientar algunos casos forenses. Nosotros no abarcamos todos los campos. Le pedíamos apoyo sobre cómo rescatar información de teléfonos móviles en casos judicializados que estaban bajo nuestra custodia y control. También colaboraba, y me imagino que sigue colaborando, en la formación de nuestros hombres. Es uno de los técnicos civiles más formados y va más adelantado en determinados campos de investigación”.
¿Sabe usted algo del pasado de este colaborador? “No conozco el pasado de este señor, solo sé que ha respondido siempre a todo lo que le hemos pedido”, responde el comandante García, destinado en el Ministerio del Interior.
El renacido Luis Enrique Hellín participó en 2008 en un seminario sobre nuevas tecnologías en la lucha contra el delito del Instituto Universitario de Investigación en Ciencias Policiales (IUICP) que dirigía José Antonio García Sánchez-Molero, subdirector del organismo y entonces coronel jefe del Servicio de Criminalística de la Guardia Civil. Virginia Galero, directora del IUICP, asegura que a Hellín se le invitó por “su especialidad”, y añade que el curso perseguía mejorar los medios de la policía científica y del servicio de criminalística de la Guardia Civil. Este instituto mixto depende de la Universidad de Alcalá y de la Secretaría de Estado para la Seguridad del Ministerio del Interior.
EL JUICIO Y LA CONDENA
Asesinato con alevosía: El juicio contra los asesinos de Yolanda González levantó una gran expectación. Emilio Hellín fue condenado a 43 años de prisión. En la fotografía, sus abogados Fernando Muñoz Perea, Dimas Sanz y José Luis Díaz Echegaray, en la puerta de la Audiencia Nacional. Foto: Bernardo Pérez
El coordinador de este seminario y subdirector del IUICP, José Miguel Otero, comisario jefe de la Unidad central de Investigación Científica y Técnica de la Comisaría General de Policía Científica, asegura no conocer a Hellín y afirma no recordarlo. “Vendría invitado por otros miembros del instituto”, dice. Junto a Hellín participaron también en la formación de policías y guardias civiles el juez Eloy Velasco, hoy en la Audiencia Nacional, y Matías Bevilaqua, un informático detenido recientemente e imputado en la trama de compra y venta de datos confidenciales desarticulada por la policía en la que hay implicados varios detectives. El hacker asegura que aquel programa fue “del más alto nivel” y apostilla que la empresa de Hellín trabaja “muy bien”. El exconvicto ha impartido numerosos cursos y talleres de formación en la Dirección General de la Guardia Civil sobre “teléfonos espías”, obtención de evidencias en Mac, iPhone e iPod, e interpretación de datos binarios obtenidos de teléfonos móviles. Su último trabajo conocido es el rastreo de llamadas en el caso José Bretón, los dos niños supuestamente asesinados por su padre en Sevilla
PROTEGIDO EN PARAGUAY
La fuga: En 1987, Hellín aprovechó un permiso para huir a Paraguay, donde recibió protección de Stroessner. Abajo, la casa en la que residió. En la fotografía de arriba, con el ministro de Justicia de Paraguay, Hugo Estigarribia. Fue extraditado en 1990. Fotos: Reuters / J. García
El asesinato de Yolanda González en 1980 conmocionó a todo el país. La joven nació en Deusto (Vizcaya) en el seno de una familia trabajadora. Era la mayor de tres hermanos y obtenía notas brillantes en el colegio público donde estudió el bachiller. A los 16 años se afilió a las juventudes socialistas. Comprometida con sus ideas repartía de madrugada propaganda revolucionaria a las puertas de fábricas como en las que trabajaba su padre, un emigrante burgalés y soldador metalúrgico en Nife.
LA ANTESALA DE LA LIBERTAD
Polémicos permisos: En la imagen, Emilio Hellín sale de la cárcel de Jaén en septiembre de 1993 para disfrutar de siete días de libertad. Había cumplido la cuarta parta de la condena y su permiso fue muy criticado a causa de sus antecedentes: una evasión y dos intentos de fuga.
Del cuello de Yolanda colgaba una cruz Lauburu regalada por el comité de empresa de una factoría vasca. A los 18 años se trasladó a Madrid para estudiar electrónica en el centro de Formación Profesional de Vallecas. Vivía en un modesto piso en la calle del Tembleque, en el barrio de Aluche, y limpiaba casas particulares para no pedir ayuda a sus padres. “Era una persona lista, con una gran fuerza vital y entusiasta de las cosas y las personas. Siempre pensando en ayudar a los demás”, recuerda ahora Alejandro Arizcun, de 61 años, su novio de entonces y hoy profesor de Historia de la Economía en una universidad pública.
La vida de Yolanda en Madrid giraba entre sus clases en Vallecas, su trabajo de limpiadora y la sede del PST, una escisión del PSOE. Durante la segunda quincena de enero de 1980 participó en una huelga general de enseñanza, según reflejan fotografías en las que aparece a la cabeza de las manifestaciones estudiantiles. El viernes 1 de febrero de 1980, los militantes de Fuerza Nueva Emilio Hellín Moro e Ignacio Abad Velázquez, estudiante de Químicas, se presentaron en el domicilio de Yolanda, en el número 101 de Tembleque, con la intención de secuestrarla e interrogarla. No estaba, por lo que volvieron sobre las doce de la noche. En la calle contaban con el apoyo de otros dos militantes de Fuerza Nueva, Félix Pérez Ajero y José Ricardo Prieto, y del policía nacional Juan Carlos Rodas, que les aguardaban en un turismo. La joven intentó impedirles el paso, pero no lo logró. La redujeron con violencia, registraron el piso y la obligaron a acompañarles hasta el coche de Hellín. Se dirigieron por la carretera de Alcorcón hacia San Martín de Valdeiglesias, a las afueras de Madrid. En el trayecto, gritos, insultos y preguntas sobre un supuesto comando de ETA que no existía salvo en la imaginación de los dos matones. Acusaciones a las que Yolanda, que acababa de cumplir 19 años, no podía responder. En un descampado frío y solitario, Hellín obligó a la joven a descender de su coche y le disparó dos tiros en la cabeza a menos de un metro de distancia. Abad, de orden de Emilio, la remató en el suelo. Su disparo impactó en un brazo. “Cuando vi caer a Yolanda, quedé atontado y no me di cuenta de que disparaba”, relató el primero a preguntas del fiscal durante la celebración del juicio. La versión de Abad, en la que implicó a su compañero y dio todo lujo de detalles sobre el secuestro y asesinato, fue idéntica a la del fiscal.

Días después, el agente que colaboró en el crimen confesó el asesinato al comisario Francisco de Asís. Hellín descansaba en Vitoria alojado en la casa de un amigo, inspector de policía. El ultra se jactaba de sus contactos en la Brigada Operativa de la policía. Además, tenía un hermano en la Guardia Civil, y entonces los vínculos entre miembros de la ultraderecha y los sectores más reaccionarios de las Fuerzas de Seguridad del Estado eran frecuentes.
El 7 de febrero, Hellín y Abad fueron detenidos y confesaron el asesinato. Ambos aseguraron que lo hicieron en venganza por el asesinato de seis guardias civiles en el País Vasco y porque sospechaban que Yolanda militaba en ETA. En el registro de la escuela de electrónica de Emilio, en la que impartía clases desde hacía 11 años, en el número 1 de la calle de San Roque, se descubrió un arsenal de armas y explosivos. Con una gran antena, un Scanner VHF y un receptor captaban las emisoras de la policía y de la Guardia Civil. Era el material del denominado Grupo 41 de Fuerza Nueva, que dirigía Hellín, destinado a otros atentados.

Hellín no se resignó a cumplir los 43 años de condena (asesinato con alevosía, delito de depósito de armas y seis delitos de falsificación de documentos de identidad). Meses después de su ingreso en prisión preventiva se escapó de la cárcel de Alcalá de Henares en compañía de 10 presos comunes, aunque fue detenido horas después. Fue clasificado como interno especialmente peligroso y trasladado a Herrera de la Mancha, la cárcel más segura del país. Pero no cejó en su empeño y lo intentó de nuevo cuando le llevaron a la prisión de Cartagena, y lo logró al aprovechar un polémico permiso de seis días de libertad concedido el 20 de febrero de 1987 por el juez de vigilancia penitenciaria de Valladolid José Donato cuando estaba en la cárcel de Zamora. Hellín huyó a Paraguay con su mujer y sus tres hijos. Y de nuevo volvió a su pasión: la informática y la inteligencia. Creó el Centro de Estudios Profesionales de Asunción, dedicado a las clases de informática, y trabajó para los servicios secretos policiales y militares paraguayos formando a agentes en la instalación de micrófonos y rastreo de llamadas. Cambiaba de domicilio y utilizaba solo su segundo apellido hasta que fue descubierto por un reportero de la revista Interviú que denunció su paradero. En julio de 1989, la Interpol lo detuvo y el 21 de septiembre de 1990 fue entregado a España y devuelto a su celda de la prisión de Zamora. Su aventura en Paraguay bajo la protección del régimen de Alfredo Stroessner duró tres años. El dictador había invitado a su toma de posesión en Asunción a Blas Piñar, dirigente de Fuerza Nueva, y a León Cordón, entre otros ultras.

De Emilio a Luis Enrique: Tal y como consta en su acta de nacimiento Emilio Hellín Moro cambió su nombre por el de Luis Enrique mediante un auto dictado por el Registro Civil de Madrid de fecha 22 de enero de 1996, poco después de salir de la cárcel. El ultraderechista nació el 8 de abril de 1947 en Torre de Miguel Sesmero, un pueblo de Badajoz. En el DNI de Luis Enrique Hellín Moro figura la misma fecha de nacimiento y en la misma localidad.
Los padres y hermanos de Yolanda González ignoraban la nueva vida del asesino de su hija. Eugenio tiene 79 años y Lidia, 72. Siguen viviendo en Deusto y no han conseguido olvidar. Asier, de 39 años, el hermano pequeño, no oculta su malestar. “Estoy perplejo. Es indignante que este hombre realice esa actividad. No sé si se habrá arrepentido; todo el mundo tiene derecho a una nueva oportunidad, pero, si lo hace con una nueva identidad, solo ratifica el tipo de personaje que es. Está claro que en este país las personas vinculadas a la extrema derecha gozan de privilegios”. Alejandro Arizcun, el novio de Yolanda, responde atónito con una palabra: “Tremendo”. Y añade: “Lo que usted me cuenta demuestra los lazos que Hellín tenía entonces con los cuerpos policiales y que todavía mantiene vivos. Nunca se investigó a fondo la implicación de algunos policías en el asesinato”.
Tras la visita del periodista a su oficina en Madrid, Luis Enrique Hellín ha suprimido de su biografía en Linkedin la g de su “abuelo inglés”. En su currículo de perito todavía queda una huella muy profunda de su oscuro pasado: asesor en telecomunicaciones e informática (1988-1989) del comandante en jefe de Estado Mayor del Ejército y del director general de la Policía Nacional de Paraguay. ¿Nadie en la Guardia Civil y la policía sabe quién es este experto forense informático que colabora en investigaciones criminales y forma a agentes de las Fuerzas y Cuerpos de la Seguridad del Estado?

La sombra de Fuerza Nueva

J.M.I.
David Martínez Loza, guardia civil en excedencia y jefe de seguridad de Fuerza Nueva, fue la persona que ordenó el arresto, interrogatorio y ejecución de la joven Yolanda González, de 19 años, según aseguró al tribunal Emilio Hellín Moro, el autor material del asesinato, durante el juicio en la Audiencia Nacional. Hellín señaló que nada más ser detenido se había confesado autor porque le habían pedido que cargara con toda la culpa y que le ayudarían. “La propia policía me dijo que no merecía la pena implicar a más personas”. Hellín aseguró que la ayuda de su partido, del que fue expulsado tras el asesinato, nunca llegó. Cuando el fiscal le preguntó quién dio la orden de secuestrar a Yolanda, el ultra respondió: David Martínez Loza. Hellín implicó a dirigentes de Fuerza Nueva, así como a funcionarios de policía, pero Ignacio Abad, el otro autor material, descargó sobre él toda la responsabilidad. Martínez Loza fue condenado solo por inducción a secuestro. “No se quiso tirar del hilo y buscar la implicación de policías en el secuestro de mi hermana. Las conexiones de Hellín y de Fuerza Nueva con la policía eran escandalosas”, recuerda ahora Asier, de 39 años, hermano de la víctima. “No se investigó la implicación de Fuerza Nueva”, se lamenta también Alejandro Arizcun, de 61 años, el novio de Yolanda.
Alfonso Guerra, entonces diputado socialista, afirmó que los minicomputadores PET 201 que utilizaba Hellín eran usados como terminales de conexión telefónica con un ordenador que la Guardia Civil tenía en un chalet camuflado en la colonia de El Viso, en el centro de Madrid, donde operaba un capitán adscrito al servicio de información del citado cuerpo.

Las mordeduras de los perros, importante problema de salud pública

La Organización Mundial de la Salud (OMS) recuerda que "decenas de miles" de personas son mordidas por perros cada año y que, en su conjunto, las picaduras y mordeduras de animales "son una causa importante de morbilidad y mortalidad a nivel mundial".
Por ello, los expertos de esta institución consideran que estos incidentes "plantean un problema importante de salud pública en niños y adultos". Sin embargo, reconocen que el impacto dependen "del tipo de animal y de su estado de salud, del tamaño y de la salud de la persona afectada y de la accesibilidad a la atención médica adecuada".
En la actualidad, "numerosas especies animales tienen el potencial de morder a seres humanos", sostienen. Una de ellas es el perro, que representa "un mayor peligro" en los niños, ya que puede transmitir la enfermedad de la rabia, subrayan.
De los 4,5 millones de personas que son mordidas por este animal cada año en Estados Unidos, "el 3,18% desarrolla infecciones y se producen entre 10 y 20 víctimas mortales", explican. No obstante, la mortalidad es más elevada en los países en desarrollo, donde "se estima que 55.000 personas mueren anualmente por la rabia", señalan.

Lesiones producidas por los gatos

Otro animal que puede morder al ser humano es el gato, que es el segundo que más lesiones provoca, como ejemplifica el hecho de que la incidencia de lesiones relacionadas con este animal en Italia sea de "18 por cada 100.000 habitantes", afirman. Las mujeres adultas son las que presentan un mayor índice de mordeduras.
Ante ellas, la OMS aconseja "atención médica temprana, limpieza de la herida, consumo de antibióticos profilácticos y administración de la vacuna contra el tétanos". No obstante, lo más importante es que las personas sean informadas "sobre sus riesgos", aclaran.
Por otra parte, "hasta cinco millones de personas son mordidas por serpientes cada año", manifiestan al tiempo que señalan que la mayoría de estos incidentes se producen en "África y Asia sudoriental". Además, las que son venenosas "causan una morbilidad y mortalidad considerable", exponen.
Para tratar estas picaduras, los expertos apuestan por la terapia basada en suero antiofídico. Sin embargo, la falta de acceso a él y a los servicios de salud en zonas deprimidas "aumenta la gravedad de las lesiones y sus resultados".
Por último, la OMS advierte de la peligrosidad que acarrean las mordeduras de mono, que "representan el 21,2% de las lesiones causadas por mordeduras de animales". Los viajeros, por tanto, deben prestar atención cuando realicen visitas a países como la India.
El tratamiento indicado es el mismo que se señala para lesiones por mordedura de gato o de perro, así como el riesgo de contraer la enfermedad de la rabia. Precisamente, en referencia a esta patología, esta organización aboga "por un mayor acceso al tratamiento posterior a la exposición a través de la promoción de una mayor producción de productos biológicos".

Una mujer de 104 años tiene que mentir sobre su edad para poder tener Facebook

Una mujer de 104 años ha tenido que mentir sobre su edad para poder abrirse una cuenta en Facebook. Por defecto, Facebook tiene programado como edad máxima de un usuarios los 99 años, de forma estándar, por lo que Marguerit Joseph ha tenido que quitarse años para poder acceder a la red de Mark Zuckerberg. El equipo de Facebook trabaja para solucionar este problema.
Al igual que no acepta que menores de 14 años se registren en el servicio, tampoco permite que mayores de 99 años lo hagan. Esto le ha pasado a una mujer de Michigan (EEUU) que tiene 104 años. Pese a su ceguera y a sus problemas de audición, Marguerite Joseph tiene abierta una cuenta de Facebook con la ayuda de su nieta para mantenerse en contacto con sus familiares de Canadá. Sin embargo en Facebook en lugar de tener 104 años tiene 99. Cuando la señora Joseph intentaba una y otra vez introducir su fecha de nacimiento, 1908, la red social le mostraba un mensaje de "error desconocido" y por defecto introducía el año 1918.
"Recientemente hemos descubierto un problema por el que algunos usuarios de Facebook pueden ser incapaces de introducir una fecha de nacimiento anterior a 1910", ha asegurado Facebook a la cadena de televisión ABC News. "Estamos trabajando en una solución para esto y le pedimos disculpas por las molestias", han confirmado.
Las restricciones de Facebook con la edad de los usuarios no solo hacen referencia a los menores. La red de Mark Zuckerberg no permite que menores de 14 años accedan a la red, aunque esto es bastante fácil de evitar. Sin embargo este asunto, que ha causado a Facebook más de un problema por el tema de la privacidad de los menores, no es el único con el que se ha encontrado el equipo en relación a las edades de sus usuarios.
Al parecer, según la familia, el malentendido ya se ha solucionado y la señora Joseph ya tiene registrada su edad real en su cuenta de Facebook.

Carne 'made in France' para evitar adulteraciones

Carne gala para evitar adulteraciones. Francia ha optado por el proteccionismo carnívoro para tranquilizar a los consumidores y evitar que el escándalo de la carne de caballo se repita. Mientras el Gobierno defendió este sábado un etiquetado obligatorio del origen de la ternera en los productos ya cocinados, algunos grupos de distribución como Carrefour o Intermarché han aprovechado para sacar la bandera patria.
Carrefour ha indicado este sábado que en seis meses todos los platos cocinados de su marca sabrán a carne 100% francesa. El grupo ha firmado un acuerdo con la Federación Nacional Bovina para modificar los ingredientes e incorporar ternera de casa. Los precios serán los mismos, según explicó Eric Bourgeois, director de productos frescos del grupo.
También su competidor Intermarché ha hecho propósito de enmienda y certificará sus productos elaborados con ternera para tranquilizar a sus clientes. Igual que Findus, que se ha comprometido a incluir el sello de garantía de origen en sus platos cocinados con carne.
Hasta ahora los industriales están obligados a indicar el tipo de carne, pero no el origen de la misma, en los platos preparados. Sólo una modificación de las legislación europea puede obligarles a cambiar las etiquetas. El ministro de Agricultura, Stephane Le Foll, abordará el lunes en Bruselas con sus homólogos europeos la posibilidad de modificar la normativa actual.
Para Francia, una mayor transparencia tranquilizará a los consumidores y evitará adulteraciones. Por eso también este sábado el presidente francés, François Hollande, aprovechó la inauguración del salón de la agricultura para defender un etiquetado obligatorio en los productos elaborados con carne en el que se identifique el origen de la misma.

Medidas necesarias

"El consumidor debe saber de donde vienen los productos que compra", ha dicho Hollande en la apertura de la 50 edición del salón. Según explicó, en las próximas semanas coordinará junto con el ministro de Agricultura las medidas necesarias para avanzar en la medida. Según Le Foll, Alemania y Reino Unido están de acuerdo en mejorar el etiquetado de estos alimentos.
El escándalo de la carne equina se ha agravado en Francia después de que Reino Unido detectara la presencia de un antiinflamatorio prescrito para los caballos y potencialmente dañino para la salud en restos equinos enviados a París. El ministro de Agricultura anunció este sábado que tres de las seis piezas llegadas de Reino Unido y que contenían trazos de fenilbutazona se infiltraron en el mercado de la carne y han entrado en la cadena alimentaria.
La fenilbutazona es un antiinflamatorio prescrito para los caballos para aliviarles el dolor en las articulaciones, y dañino para los humanos. Según París, la alerta británica llegó tarde y los restos de caballo fueron transformadas en productos destinados al consumo. Tras la alerta dado por Londres se retiraron algunos de estos platos, pero otros "han sido consumidos". Según el Gobierno francés el riesgo para la salud "es menor".

Manuel Estévez, el preso que salió de la cárcel vistiendo una toga

El artículo 25.2 de la Constitución Española establece que "las penas privativas de libertad y las medidas de seguridad estarán orientadas hacia la reeducación y reinserción social". A este logro con el que debería terminar toda estancia en prisión se le puede dar un nombre propio: Manuel Estévez Molares.
Tras trabajar como maquinista de Renfe durante 21 años, en mayo de 2006 ingresó en la cárcel para cumplir dos delitos de tráfico de drogas. En enero de 2012 salió con una licenciatura en Derecho, en julio se colegió como abogado y en la actualidad, siete años después de que aquella primera vez en que cruzó los muros de un penal, puede acreditar que se ha reinsertado: ya ejerce su nueva profesión y ha empezado a ganar sus primeros casos.
Antes de su paso por la cárcel había empezado a estudiar Ciencias Políticas y Ciencias Empresariales, pero entonces "tenía mi trabajo y era difícil hacerlo todo", así que no llegó a obtener ningún título.
Esa inquietud por formarse y licenciarse quedó ahí y afloró una vez que se vio entre rejas. "Me decidí a estudiar Derecho cuando entré en prisión y algo tenía que hacer, me desespera la sensación de perder el tiempo", explica sentado en el despacho que comparte con otro abogado en la avenida de A Coruña, a escasos metros de los juzgados de Vigo.
Manuel Estévez Molares saliendo de los Juzgados. | Rosa GonzálezEntonces, se matriculó en la Uned. Ingresó en mayo y hasta septiembre no comienza el curso académico. Aquellos meses se le hicieron muy largos, "eran muchas horas y no hacer nada era estar barrenando todo el tiempo". Además, entonces su situación no le permitía tener uno de los múltiples trabajos que realizó en prisión en los cinco años y siete meses que pasó en prisión.
Panadero, lavandero o dependiente del economato fueron algunas de las tareas que ejerció y que le permiten otras salidas laborales si su hasta ahora exitosa carrera como abogado no le permite ingresar lo suficiente para vivir. Tiene 54 años y sabe que él solo tiene que sacarse las castañas del fuego.
Manuel Estévez Molares saliendo de los Juzgados. | Rosa González
Confiesa que en aquellos comienzos "nunca pensé acabar, estudiaba por estar allí y hacer algo y tampoco sabía qué iba a suceder porque no estaba sentenciado". Estaba en prisión provisional, pero acabó condenado e inauguró una rutina que le hacía levantarse de madrugada para estudiar cuatro horas antes de que se abriesen las puertas de su celda y comenzase su día a día en prisión. Hasta tal punto cambiaron sus prioridades que "en los últimos meses, ya no quería salir, solo quería acabar la carrera", todo orientado a dejar la cárcel atrás con una nueva vida por delante con la que devolver la confianza que habían depositado en él a su madre y a su hija.

El asesor legal de los otros presos

Las largas horas de estudio y las dotes para el Derecho que demostró desde el primer momento le valieron el mote de 'El Abogado' ya en prisión y sus compañeros empezaron a pedir su ayuda para redactar escritos en los pedían permisos penitenciarios o cambios de grado.
Redactó hasta 400 antes de salir en libertad, ya con la carrera bajo el brazo, y sigue haciendo esos trabajos. Algunos de sus antiguos compañeros de la cárcel de A Lama se han convertido en sus clientes y cada semana acude puntualmente al penal en el que estuvo privado de libertad, pero ahora tan sólo por unas horas.
A algunos presos los asiste como letrado y a otros simplemente los asesora. Conocedor de primera mano de la situación de muchos internos que no reciben la ayuda legal correcta, se ha integrado en la Comisión Penitenciaria Juan Barcia del Colegio Provincial de Abogados de Pontevedra, un grupo de letrados que acuden periódicamente a la cárcel "para orientar a internos que no tienen defensores en cómo tienen que actuar, asesorarlos en cuestiones jurídicas para que sepan qué derechos le asisten".
Quiere devolver a la sociedad la gratitud por la segunda oportunidad que le ha ofrecido. El término reinserción le genera ciertas dudas porque "tiene el prefijo 're', entonces, quiere decir que ya estabas insertado y no siempre es así y, en todo caso, ¿de qué manera te reinsertas, como antes o de forma diferente?", pero es consciente de las puertas a una nueva vida que le ha abierto la posibilidad de estudiar una carrera que ofrece la Secretaría General de Instituciones Penitenciarias y siempre que tiene la oportunidad trasmite a los presos con los que se cruza que "se puede conseguir".
Esta gratitud se le nota cada vez que visita a uno de sus clientes en la cárcel. "Los otros abogados me dicen que cuando voy allí echo mucho tiempo, pero es que ellos me cuentan y yo les escucho". "No sé si la empatía la tengo por haber estado allí o porque es parte de mi carácter, se debe mezclar un poco todo", indica, pero lo cierto es que Manuel sabe muy bien lo necesario que es, cuando estás entre rejas, tener a alguien con quien desahogarte y también "sé lo que se puede ganar y lo que se puede perder" cuando uno se enfrenta a un juicio en el que le piden una pena privativa de libertad.

'Uno tiene que asumir su responsabilidad'

También se siente en la responsabilidad de trasmitir parte de sus vivencias con sus ahora clientes. "Al interno le digo que tiene que asumir la responsabilidad de sus actos. Cuando estás en prisión tienes que aprovechar la situación. Lo que sucede es que uno lucha contra la situación, sufre pensando en que quiere salir, no estar allí, lo que tienes que hacer es asumir tu situación. Si estás en prisión tienes que cambiar tu mentalidad y asumir la realidad. La libertad no es solo que uno haga lo que le da la gana, es la capacidad de una persona de adaptarse a la situación en la que se desenvuelve", les aconseja para hacer más llevadera su estancia entre rejas.
En su caso, "una de las cosas que aprendí allí es a relativizar" y también que "el que más sufre es el que está fuera", la familia y las personas que padecen las consecuencias de los actos que uno comete. Él no está de acuerdo en la forma en la que se llevó su caso, pero no niega su delito y cree que la estancia en prisión se hace menos dura cuando asumes que "es un pena y se va a cumplir una pena" con la que uno tiene que pagar su deuda con la sociedad.
Manuel Estévez Molares, en su despacho. | Rosa González
Con toga en los pasillos de la Audiencia Nacional: "Mi obsesión era acabar. Me pilló el Plan Bolonia, me quedaban dos asignaturas y en esos casos hay la opción de ir a una convocatoria extraordinaria. Pedí un permiso penitenciario y me fui a Madrid. Le dije a la orientadora: me voy como preso y vuelvo como abogado", explica. Así fue. Pero salir de prisión y empezar a ejercer como el letrado número 3.077 de Vigo no fue sencillo. En los primeros meses no tenía fondos para colegiarse y se dedicó a acudir como público a los juicios "para meterme en el ambiente".
Cuando salió de la cárcel se dio cuenta de que "la sensación de libertad conlleva una cosa muy seria, que es la responsabilidad y las obligaciones". Una vez colegiado, se percató, además, de que "el estudio y el título lo que te da es la legitimidad de ejercer, pero luego se aprende ejerciendo" y hay una sensación que le obsesiona: "No estar a la altura de lo que esperan de mi los que vienen al despacho".
Hasta el momento, no tiene malas experiencias. Aparte de llevar casos de derecho penitenciario ("lo conozco muy bien por experiencia"), también han caído en sus manos "varios divorcios y en todos llegamos a un acuerdo entre las partes" y casos que le han llevado a ejercer en la Audiencia Provincial de Málaga, donde consiguió un acuerdo ce conformidad con el fiscal que permitió a sus dos defendidos reducir su pena a dos años y liberarse de entrar en prisión; o la Audiencia Nacional, donde consiguió la revisión de la condena de un cliente y que se redujese de nueve a seis años de prisión.
Tampoco ha tenido malas experiencias relacionadas con los prejuicios que podrían ocasionar en los demás sus antecedentes penales y su paso por prisión hayan dificultado su trabajo, pues "el que viene porque me conocía, me sigue tratando igual y el que no me conocía no tiene por qué verme diferente". La persona que más le juzga es él mismo y "cada día que pasa, voy aprendiendo". De la vida y de la Abogacía.

La inimputable ciudadana Borbón