tanto monta monta tanto olga maria a monago como a Carlos Muñoz eso si solo pilla a los del PP costa de nuestros impuestos, amor incondicional por la buxaca de los corruptos

.

.

jueves, 18 de febrero de 2010

SCJ falla a favor de Antel en reclamo de guardahilos

La SCJ falló en favor de Antel en la demanda laboral de los guardahilos. Dijo que si los reclamantes ganaban habría un "enriquecimiento injusto". El fallo se notificó dos días después de que Antel acordara pagar US$ 7 millones a 154 operarios.

El fallo de la Suprema Corte de Justicia (SCJ), con fecha del 8 de febrero, establece que "dadas las sumas millonarias que están en juego, por los masivos reclamos de los guardahilos, el resultado económico final que se obtendría de tener éxito las pretensiones acumuladas, configuraría un verdadero enriquecimiento injusto a favor de los trabajadores".

El monto del reclamo de estos 154 guardahilos ascendía a US$ 110 millones.

Dos días antes de que se conociera el pronunciamiento de la SCJ, Antel firmo con los trabajadores un acuerdo por el pago de US$ 7 millones, es decir un 6% del total reclamado en la demanda iniciada en 2005, señaló a El País el vicepresidente de Antel, Fernando Calloia. Los trabajadores basaban su reclamo en el entendido de que estaban regidos por una relación de dependencia con Antel, lo cual ha sido rechazado por el ente.

Calloia indicó que estos juicio estaban basados en el hecho de que los demandantes decían estar contratados por Antel, no para prestar un servicio, sino como empleados directos. Con ese argumento, se introdujo el recurso legal por las ocho horas de trabajo, las extras, licencias, aguinaldos e intereses generados.

El País intentó comunicarse con representantes del sindicato de guardahilos, sin éxito.

El fallo de la SCJ subraya que "conforma un verdadero despropósito que la justicia laboral hubiera amparado estos reclamos, aplicando principios tuitivos propios de la relación de trabajo, cuando es claro que los actores se vincularon con el ente por un contrato de arrendamiento de servicios que retribuye su prestación, en términos económicos de verdadero privilegio".

"En este caso ninguna consideración de justicia sustancial puede inclinar la decisión hacia el acogimiento del reclamo: los accionantes, en pleno ejercicio de su autonomía de voluntad sabían perfectamente los términos de su vinculación contractual al ente demandado, que, en lo sustancial, se mantuvo durante largos años sin que se formulara reclamo alguno al respecto", dice el fallo, firmado por el presidente de la SCJ, Jorge Chediak y los ministros Leslie van Rompaey, Daniel Gutiérrez Proto, Jorge Ruibal Pino y Jorge Larrieux.

En una línea similar, se pronunció el Banco de Previsión Social (BPS), ante la consulta de las autoridades de Antel. En la resolución fechada el pasado 3 de febrero, se establece que la actividad de los guardahilos en su relación con Antel "es de carácter no dependiente".

El BPS agregó que aún no existiendo ley de inclusión específica, la actividad de los guardahilos "cuenta con afiliación dentro del ámbito del BPS a industria y comercio por aplicación de la ley de actividades lícitas remuneradas".

"beneficioso". Desde el directorio de Antel, se recibió con satisfacción el fallo de la Suprema Corte. Calloia dijo que se trata de una "resolución absolutamente histórica y fantástica para Antel desde todo punto de vista".

El jerarca explicó a su vez que el acuerdo con los trabajadores se efectuó por una cuestión de "tiempos".

Calloia marcó que mucho antes de conocer este fallo, Antel había iniciado las conversaciones con los trabajadores a efectos de negociar el monto a pagar, el cual había sido fijado en US$ 110 millones en la demanda judicial.

Finalmente, el acuerdo entre el ente de las telecomunicaciones y este grupo de 150 guardahilos se concretó pocos días antes de que la SCJ diera a conocer su posición. Las autoridades de Antel fueron notificadas del fallo el mismo jueves 11, informó Calloia.

El vicepresidente de Antel argumentó que el proceso judicial no venía siendo favorable para el ente, ya que había perdido en las dos primeras instancias judiciales, la primera el 29 de noviembre de 2006 y la segunda el 19 de noviembre de 2008. Luego, a instancias del Poder Legislativo el asunto pasó a casación, "pero con dos fallos en un mismo sentido no se va a casación", explicó Calloia.

En suma, "lo que uno debería pensar es que si dos ámbitos de la justicia fallaron a favor de los guardahilos, Antel no debería tener una probabilidad alta de tener un resultado favorable en la tercer y última opción, que era esta", sostuvo el jerarca. "Lo importante aquí es que la eventualidad de un fallo adverso hacia Antel implicaba que tenía que abonar US$ 110 millones", insistió Calloia.

Sobre el monto a pagar, el vicepresidente de Antel señaló que si se considera la cifra total del reclamo, haber acordado el pago de US$ 7 millones a este grupo de trabajadores -lo que representa un 6% del valor demandado-, "aparece como sumamente beneficioso".

"Siete millones de dólares para Antel no se van a notar en su presupuesto, es apenas el 1% de sus ingresos. Mientras que US$ 110 millones, ante la eventualidad de un fallo negativo que era bastante probable (...) podía ser un cimbronazo brutal", explicó Calloia.

El pago del monto acordado con los trabajadores reclamantes se hará efectivo una vez que el Tribunal de Cuentas de su autorización.

Con el desembolso de los US$ 7 millones para estos 154 guardahilos por parte del ente así como con el pronunciamiento de la Suprema Corte de Justicia "las instancias (judiciales) se diluyen totalmente", concluyó el jerarca.

Según el acuerdo, cada trabajador recibirá unos US$ 45.000 en promedio

La cifra

45.000 Dólares en promedio recibirá cada uno de los guardahilos que firmaron el acuerdo con Antel si lo aprueba el Tribunal de Cuentas.

Desaparecían las citaciones judiciales

El vicepresidente de Antel, Fernando Calloia, señaló que el proceso judicial tuvo un "desarrollo irregular".

Calloia explicó que las citaciones llegaban a Antel pero producto de una "especie de connivencia entre los reclamantes y algunos funcionarios se rompían las citaciones de los juzgados, con lo cual los juicios fueron avanzando con Antel en rebeldía".

Este escenario llevó a que la justicia terminara fallando en favor del demandante tanto en la primera como en la segunda instancia, lo cual "no es poca cosa haberlos perdido".

Ahora, "se gana en tercera en instancia, accidentalmente, en el sentido de que no es un trámite habitual de los juicios que vaya a la Suprema Corte de Justicia", remató Calloia.

No hay comentarios: