tanto monta monta tanto olga maria a monago como a Carlos Muñoz eso si solo pilla a los del PP costa de nuestros impuestos, amor incondicional por la buxaca de los corruptos

.

.

martes, 1 de junio de 2010

Las encuestas animan al PP a ofrecerse a los votantes del PSOE

El PP está en una nube. Las encuestas publicadas estos días, que le dan una ventaja sobre el PSOE de hasta 10 puntos, demuestran, según el portavoz, Esteban González Pons, no solo que el Gobierno está en sus horas más bajas, sino que "hay una gran voluntad de cambio en la sociedad y los españoles ven que hay una alternativa, que existe y crece". Con esta perspectiva, y con los resultados "insistentes y contundentes" de las encuestas sobre la mesa, Mariano Rajoy reunió ayer a su cúpula más fiel en los llamados maitines. Esas ocho personas -la secretaria general, los portavoces, los vicesecretarios y Alberto Ruiz-Gallardón-, coincidieron, según fuentes de la dirección, en una idea: vamos bien, pero mantengamos la prudencia.

El PP no trabaja de momento con el escenario de un adelanto electoral. No cree que el Gobierno vaya a tomar esa decisión, pero sí piensa seguir presionando -ya lo hizo la semana pasada al votar en contra del decreto de recortes, que salió solo por un voto- y rechazando o al menos evitando dar su apoyo a cualquiera de sus propuestas.

Ayer, en este clima, González Pons llegó a decir que Zapatero "pasará a la historia por ser el primer presidente que congela las pensiones y baja el sueldo a los funcionarios, y cuidado que no pase también por ser el primero que abarata el despido".

El PP había reclamado insistentemente una reforma laboral, y Rajoy llegó a plantear que la solución era que los días de indemnización aumenten con los años que el trabajador lleva en la empresa. Pero ahora la oposición ya empieza a preparar el terreno para la crítica a la reforma laboral de Zapatero.

Los populares trabajan con la hipótesis de que habrá huelga general, que la situación económica empeorará y que los socios del Gobierno, especialmente el PNV, se alejarán cada vez más de él. Por eso los populares van a mantener esa presión aunque, de momento, sin reclamar públicamente al más alto nivel, esto es el de Mariano Rajoy, elecciones anticipadas.

Ante esta situación de máxima tensión política, el PP decidió lanzar ayer un mensaje muy habitual en plena campaña electoral, y extraño cuando, como ahora, quedan teóricamente casi dos años para los comicios. González Pons, espoleado por las encuestas, dijo que estas detectan "un desapego inaudito hacia Zapatero y el PSOE", y abrió las puertas del PP a todos los votantes socialistas desencantados. "El proyecto del PP es de todos. Este partido quiere abrirse y agrandarse para que quepan todos. Es la hora de que salgamos adelante todos juntos", sentenció.

Los populares creen que el Gobierno tendrá que someterse a una moción de confianza o lanzar algún mensaje de los apoyos con los que cuenta porque la situación actual es insostenible.


No hay comentarios: