tanto monta monta tanto olga maria a monago como a Carlos Muñoz eso si solo pilla a los del PP costa de nuestros impuestos, amor incondicional por la buxaca de los corruptos

.

.

miércoles, 16 de enero de 2013

Uruguay Los niveles de pobreza e indigencia de la población rural se redujeron entre 2006 y 2011

APC-Suramérica


Según datos del Ministerio de Ganadería, Agricultura y Pesca (MGAP), entre 2006 y 2011 la indigencia en los hogares del medio rural se redujo 85%. Asimismo, la mejora en la distribución del ingreso medio en zonas rurales también fue constatada por el informe. El subsecretario Enzo Benech consideró que estos indicadores son logros de políticas integrales de alcance nacional.

El Ministerio de Ganadería informó en conferencia de prensa acerca del descenso de los indicadores de pobreza e indigencia rural en Uruguay. Los datos fueron extraídos de un trabajo elaborado por la Oficina de Programación y Política Agropecuaria (OPYPA) en base a información del Instituto Nacional de Estadística (INE) acerca de los habitantes de zonas rurales de todos los departamentos.
El subsecretario de la cartera, Enzo Benech, explicó que se trata de un logro favorecido por una coordinación institucional constante, resultado de varios años de gestión gubernamental. “Hemos trabajado con todas los ministerios y otras instituciones, somos parte de ese engranaje y estamos contentos con estos resultados que no son ni más ni menos que el inicio”, expresó.
El director de OPYPA, Carlos Paolino, resaltó que para medir la distribución del ingreso se utilizó el Coeficiente de Gini. Según indicó, nuestro país es el Estado con menor Coeficiente de Gini (0,40) en comparación con todos los de América Latina y el Caribe —que en promedio tienen 0,51—. “Uruguay es el país que mejor distribuye el ingreso en toda América Latina”, dijo. “Los países desarrollados de la OCDE están en 0,31, lo cual posicionan a Uruguay ‘a medio camino’, agregó.
Por su parte, la asesora de la Dirección General de Desarrollo Rural, Jacqueline Gómez, resaltó el apoyo a la formalización y organización de los asalariados rurales, productores familiares y de comunidades en el medio rural, como políticas que favorecieron a la población.
En su repaso de medidas implementadas recordó el apoyo a productores familiares de menores ingresos, mediante transferencias o subsidios que les permitieron mejorar sus sistemas de producción.
Por otro lado, señaló la creación del Registro de Productores familiares que actualmente incluye a más de 20 mil registrados y el programa Microcrédito Rural que al momento lleva entregados más de 11 millones de dólares con una cartera activa de más de 1 millón y medio de dólares y un índice de recuperación de más del 97%.
En el mismo sentido, valoró el impulso para que asalariados rurales accedieran a tierras y a los servicios básicos, así como a la facilitación de créditos para aquellos que no acceden al sistema financiero formal o que no disponen de recursos, por su ubicación geográfica.
Por último, destacó como aportes clave para la reducción de la pobreza anunciada en el informe, la participación de la sociedad civil organizada en los espacios de toma de decisiones, las mesas de desarrollo rural, la construcción y la discusión de políticas a nivel de territorios y el trabajo a nivel local.
Hogares pobres e indigentes
En 2006 el porcentaje nacional de hogares pobres por ubicación geográfica era del 25.7%, indicador que se redujo año a año hasta llegar en el 2011 al 9.5%. En los espacios rurales ampliados —que incluyen localidades con poblaciones de menos de 5 mil habitantes y población rural dispersa— en el año 2006 el porcentaje era del 35,3% en el primer caso y 17,9% en el segundo y, en 2011 estos índices bajaron a 12% y 4,6% respectivamente.
Con respecto a la evolución del índice de hogares pobres por ubicación geográfica, partiendo de 100 en el año 2006, el total nacional se redujo a 37 en 2011. En las localidades con menos de 5 mil habitantes pasó de 100 a 34 y en las poblaciones rurales dispersas de 100 a 25,7, en igual período de tiempo.
Según el informe, los porcentajes de hogares indigentes por ubicación geográfica también sufrieron importantes descensos, pasando en los espacios rurales ampliados del 2,3 a 0,2 en las localidades con menos de 5 mil habitantes y de 2 a 0,3 en las poblaciones rurales dispersas.
Distribución de ingresos por ubicación geográfica
La evolución de la distribución de ingresos por ubicación geográfica en base al Coeficiente de Gini indica una mejora en los espacios rurales ampliados más destacable que en Montevideo. En las localidades con menos de 5 mil habitantes, pasó de 0,375 en 2006 a 0,317 en 2011, y de 0,419 a 0,370 en el mismo período, en las poblaciones rurales dispersas. Mientras tanto en Montevideo, se redujo de 0,439 a 0,398 entre el 2006 y el 2011.

No hay comentarios: